C/ Rosario, 5. 30006 Puente Tocinos (Murcia) — Tfnos.: 968300774/628824294 — Email: info@parroquiapuentetocinos.com

Últimas Noticias

 

 

XXIII DOMINGO DEL TIEMPO ORDINARIO

Tres años después…

 

Otro mundo es posible

Todos recordamos la imagen estremecedora de Aylan Kurdi, el niño sirio de tres años de edad, que apareció muerto en la costa de Turquía en 2015, y que constituye el exponente más sensacionalista de estos últimos años en la problemática de llegada de los inmigrantes y refugia

dos en el mundo europeo. He dicho sensacionalista, y no sensibilizador, porque lamentablemente le han seguido otras muchas muertes de otros niños cuyas historias quedarán, literalmente, en el fondo del mar. Tres años después hasta 640 niños más han muerto desde entonces en el Mediterráneo por la misma causa. 

Pero tres años después seguimos creyendo que otro mundo es posible como se refleja en la imagen de este artículo.

 

La Iglesia se preocupa y atiende a los migrantes y refugiados

El Papa Francisco ha marcado su ministerio petrino con esta preocupación, desde su primera visita a Lampedusa hasta el mensaje de la Jornada de la Paz de este año 2018, dedicado a los Migrantes y refugiados: hombres y mujeres que buscan la paz, en el cual el Papa recordaba a “los más de 250 millones de migrantes en el mundo, de los que 22 millones y medio son refugiados”. Y añadía: “Con espíritu de misericordia, abrazamos a todos los que huyen de la guerra y del hambre, o que se ven obligados a abandonar su tierra a causa de la discriminación, la persecución, la pobreza y la degradación ambiental”. Ante este fenómeno el Papa decía que “en muchos países de destino se ha difundido ampliamente una retórica que enfatiza los riesgos para la seguridad nacional. Los que fomentan el miedo hacia los migrantes, en ocasiones con fines políticos, en lugar de construir la paz siembran violencia, discriminación racial y xenofobia”. Sin embargo, el Papa subrayaba que “las migraciones globales no son una amenaza, sino  una oportunidad para construir un futuro de paz”. Y esto requiere cuatro acciones: acoger, proteger, promover e integrar. La Iglesia española se está moviendo muy activamente en la verdadera conjugación y puesta en marcha de estos cuatro verbos gracias al trabajo encomiable de las Delegaciones de Inmigrantes y Refugiados, presentes ya en casi todas las Diócesis. De igual modo me consta el gran trabajo que se realiza en Italia por parte de organizaciones de la Iglesia en la acogida a refugiados.

 Posted by at 9:58

Hit Counter provided by iphone 5